La cuenca del Ruhr y el imperio de la familia Krupp

dsc04949
Kettwig

Los días nublados, grises y pasados por agua siguen sucediéndose, a eso podemos añadirle un molestoso viento, que como si se tratase de la Tramontana del Alt Empordà, influye en el estado de ánimo de sus habitantes. Y, joder si se nota. ¡Dichosa inestabilidad meteorológica! En todo caso también dicen que este invierno está siendo inusualmente inestable y lluvioso, más de lo habitual. Pues fale, pues me alegro.

Ayer, desafiando al tiempo, decidimos poner kilómetros por medio y explorar un poco la cuenca del Ruhr, la zona  industrial más grande de Europa. Que se dice pronto. Vengo de una postal de Heidi para vivir a poco más de 30 kms de esta gran concentración de industrias que antiguamente se dedicaba al acero, la minería y demás recursos geológicos.

De entre tanta industria e industriales, siempre tienen un papel en la historia más que destacable la familia Krupp, que desde el siglo IXX, esta saga de empresarios de la siderurgia monopolizaron el negocio con brazo de hierro, valga la redundancia.A la familia Krupp se les juzgó de esclavistas en la II Guerra Mundial, al utilizar presos para seguir fabricando más armas, sacando más recursos de la tierra, por nada. Se puede saber un poco más de la historia de esta conocida familia aquí. Quisimos visitar la Villa de los Krupp,  Villa Hügel, al sur de Essen, pero como todo, te cobran por lo que antes nunca habían cobrado. Pues chao y adiós gracias.

También visitamos una bonita población llamada Kettwig, con una casitas típicas blanqueadas con sus vigas de madera perfectamente pintadas para que luzcan, al igual que las casas revestidas de piedra de pizarra, no sólo los tejados, sino toda la casa. Un pueblecito muy tranquilo, demasiado para mi gusto, todo perfecto, la gente vestía bien, todos con sus chal, todas las mujeres llevaban, pero lo sorprendente es que los hombres también. Visitamos Werden, otra población relativamente cercana que seguía el mismo estilo urbanístico de Kettwig, quedando cerca el Baldeneysee, el lago donde se encuentra la ya mencionada Villa Hügel de los Krupp. Visitamos esto pero en la época equivocada, en primavera seguro que será completamente diferente.

dsc04958
Centro de Essen

Y para finalizar el tour acabamos en Essen, una de las ciudades más cercanas de donde vivimos. Es como me dijeron, grande, un poco caótica en su arquitectura, con grandes centros comerciales, donde lo moderno, que no bonito, y lo antiguo se mezclan. Las calles del centro un sábado por la tarde se llenaban de una marabunta de personas que iban de aquí para allá. Objetivo shopping. Eché de menos más sitios para tomar algo fuera, o simplemente bancos para sentarse la gente. Había en una de las plazas más céntricas una gran pista de patinaje. Pero no sé, cuando comparo una ciudad así  con Münster, o simplemente Mataró, que conserva el encanto de pueblo siendo una ciudad, donde las personas pueden hacer muchas otras cosas además de comprar, pues me sabe a poco. Pero en fin, tengo que darle otra oportunidad a Essen, espero visitarla con buen tiempo, y tal vez no un sábado a la tarde. Historia tiene, eso me quedó claro.

La próxima escapada al norte, y si puede ser en busca del mar, a Holanda.

Un comentario sobre “La cuenca del Ruhr y el imperio de la familia Krupp

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: